Hogar

Cinco ventajas de los muebles o sofá cama de madera

sofa cama de madera

No hay zona del hogar que no se adapte a la calidez, la riqueza, la comodidad y la delicadeza de los muebles o sofá cama de madera. Mesas, sillas, armazones de cama, estanterías, cómodas, armarios e incluso adornos: no se pueden exagerar las ventajas de los muebles de madera en el hogar. 

Sobre todo, la madera ofrece una combinación única de atractivo estético e integridad estructural sin parangón que otros materiales no pueden reflejar.

Como parte del diseño de interiores conectado con la naturaleza, la madera puede transformar el ambiente de una habitación o de toda la casa, creando una sensación hogareña y acogedora y un sentido verdaderamente “orgánico”. 

Además, no se trata de una moda: este material se ha utilizado para la construcción de muebles durante generaciones, por lo que ofrece una calidad intemporal que no puede repetirse.

Todas las razones por las que el uso de la madera es la mejor opción para los muebles darían para una lista larga y detallada, pero aquí están algunas de las principales formas en que cualquier esquema de muebles puede beneficiarse de la incorporación de un toque de madera.

  • Resistencia y durabilidad

La madera es, por supuesto, un material duradero y robusto y es la elección perfecta para cualquiera que busque la longevidad de sus muebles. Tanto si se opta por la madera dura (roble australiano, blackwood o jarrah, por ejemplo) como por la madera blanda (pino de aro, pino apio o pinus radiata), una silla o un escritorio de madera bien hechos tienen una estabilidad y fiabilidad innatas.

Esta durabilidad garantiza que los muebles o sofá cama de madera ofrezcan una excelente relación calidad-precio y, si alguna vez quiere vender una pieza, los muebles bien hechos y cuidados pueden mantener su valor a lo largo de los años.

La durabilidad también garantiza un fácil mantenimiento. Sólo es necesario encerar, pulir y aceitar de vez en cuando, y es un proceso poco exigente.

  • Aspecto y tacto

Como ya se ha dicho, la madera puede añadir cierta dignidad y encanto a cualquier habitación, tanto si se trata de madera de color claro como de ricos tonos más oscuros. Además, cuando la realiza un artesano experto, el potencial de innovación en el diseño es ilimitado y aporta un mayor atractivo estético a un mueble.

Los muebles de madera también pueden contribuir a crear una sensación de naturaleza en el interior. Si vive en un bloque de apartamentos de alta densidad en una ciudad, es posible que desee fomentar una sensación de naturaleza en su espacio vital. La madera es la forma perfecta de conseguirlo, tanto por su amplia gama de colores como por los fascinantes patrones de las vetas y las fibras. Además, la madera puede aportar inmediatamente calidez a un entorno que, de otro modo, sería estéril.

  • Sostenibilidad

Cuando se obtiene de forma responsable y se certifica, la madera representa una excelente opción para la sostenibilidad y, por lo tanto, es una forma ecológica de amueblar una casa.

La madera obtenida de forma responsable es, de hecho, el único material de construcción renovable que existe: los árboles que se talan para obtener su madera pueden reponerse con un nuevo crecimiento. 

Además, la huella de carbono resultante de la producción y el procesamiento de los productos de madera es drásticamente inferior a la de otros materiales de construcción. Y como hasta el 50% del peso seco de la madera es carbono, también tienen la capacidad de almacenar carbono, algo que es crucial en la lucha contra el cambio climático.

Otra forma de que la madera sea una opción sostenible es que te da la oportunidad de “comprar localmente” a artesanos especializados de tu comunidad. Esto te da la oportunidad no sólo de apoyar a la industria maderera local, sino también a la economía local.

  • Variedad

La amplia gama de colores y tonos de la madera permite una gran variedad de estilos y aspectos. Por no hablar de las sutiles pero notables diferencias entre las vetas y texturas de las distintas especies y cortes.

Más allá del material en sí, existe una mayor variedad, ya que cada fabricante de muebles -sobre todo si se compra a un artesano individual- ofrece un enfoque diferente del diseño según el tipo de mueble o sofá cama de madera que se construya, junto con los gustos personales (los suyos y los suyos). 

Hay poca uniformidad cuando se trata de muebles de madera, y ciertamente hay margen para ser creativo en el diseño para asegurar una pieza única.

  • Versatilidad

A diferencia de muchos otros materiales, la madera queda bien en casi cualquier entorno. Los muebles de madera pueden formar parte de cualquier esquema de diseño, ya sea moderno o rústico, y las diferentes especies se combinan con buen gusto dentro de una habitación o casa. 

Puede considerar la goma manchada o la goma roja para una gran mesa de comedor y el pino para una cómoda: en cualquier caso, estos tonos de madera aportan una gracia sin fisuras a cualquier hogar.

Y, por supuesto, su versatilidad se extiende a los exteriores. Si se tratan con aceites para que resistan la exposición a los elementos, los muebles o sofá cama de madera -como el jarrah y el pino tratado- pueden lucir maravillosamente en el jardín o en una veranda.